Estás en: Inicio > Sanidad cinegética > Cephenemyia stimulator: El gusano de las narices del corzo
Sanidad

Cephenemyia stimulator: El gusano de las narices del corzo

10 agosto 2012

Son numerosas las citas de cazadores que al abatir corzos encuentran en sus fosas nasales, cavidad bucal... unos gusanos de aspecto blanquecino, tamaño medio y número variable cuyo aspecto es bastante desagradable. Se trata de larvas de un insecto de la familia de los tábanos que en una de sus fases de desarrollo presenta este aspecto. Se denomina Cephenemyia stimulator.

Este parásito fue encontrado por primera vez hace ya más de 5 años en animales abatidos en Asturias y su presencia se parece asociarse a repoblaciones de corzos procedentes de los Pirineos sin el adecuado control sanitario. En la actualidad es un proceso que se encuentra en expansión y está presente ya en animales de otros puntos de la Cordillera Cantábrica, especialmente Galicia, Norte de León, Asturias, Cantabria y País Vasco.

Como apuntabamos, se trata de una fase larvaria de un tábano que para completar su ciclo de desarrollo requiere la presencia de corzos como hospedador específico y obligado. El tábano en cuestión es una especie frecuente en CentroEuropa pero hasta hace relativamente poco tiempo no se habían encontrado citas de su presencia en España.

La bibliografía especializada sobre el tema describe a Cephenemyia en su fase larvaria como un parásito cuyos efectos son indirectos sobre los animales parasitados provocando problemas respiratorios, dificultad para alimentarse... lo que debilita a los corzos y los hace más fácilmente capturables por predadores o sensibles a otros procesos infecciosos secundarios.

Parece además que el efecto aumenta en animales jóvenes y machos, en los primeros por su mayor dependencia y debilidad y en los segundos, sobre todo en época de celo, porque como ocurre con otros grandes ungulados, es un momento de gran estrés, bajada de defensas y, por tanto, mayor susceptibilidad, pudiendo incluso causar la muerte en los casos más extremos.

No existe un tratamiento posible, ni preventivo ni curativo, por la dificultad de gestionar poblaciones silvestres en libertad si bien es fundamental estar atentos ante la aparición de posibles casos, incrementar la vigilancia y control sanitario en el caso de realizar repoblaciones con corzos (y con cualquier especie cinegética) y fomentar la presencia de investigaciones que avancen en el conocimiento del proceso y ayuden a su control.

Ante esta situación, el Grupo Corzo de la Real Federación Española de Caza, dirigido por Luís Eusebio Fidalgo, doctor veterinario, gran cazador y profesor e investigador de la Facultad de Veterinaria de Lugo, está llevando a cabo una iniciativa orientada a realizar un estudio sobre la epidemiología de este problema.

Desde Ciencia y Caza animamos a todos aquellos cazadores que tengan oportunidad de colaborar con el envío de casos o muestras a que participen en la investigación y ayuden en la aportación de datos. Para cualquier consulta o solicitud del material para la toma de muestras, se puede contactar con Luis E. Fidalgo en el e-mail luis.fidalgo@usc.es o directamente con la RFEC en el e-mail escuela@fecaza.com.





ForestCaza
Obtén acceso a nuestras comunicaciones exclusivas, comenta y participa en nuestra comunidad Regístrate

Formación cinegética basada en la ciencia

Aula virtual

ACCESO DE ALUMNOS

Cursos disponibles

Ver todos los cursos
El Morral del Cazador
Sigue a Ciencia y Caza en: Facebook Twitter